El nuevo concesionario BMW AutoPremier inauguró días atrás una exposición pública de los nuevos clásicos de la marca alemana (ver primera nota). Y, además, organizó una caravana para homenajear al BMW favorito de los dueños del local: el Z3M Roadster.

Se trata de un deportivo sin techo que se fabricó entre 1997 y 2002. Combina la atractiva silueta del roadster que debutó en la película “007 Golden Eye” con la mecánica del M3 E36: seis cilindros en línea, con 3.2 litros de cilindrada (320 cv y 350 Nm), sólo con caja manual de cinco velocidades y tracción trasera.

Se estima que en la Argentina hay sólo 15 unidades del Z3M Roadster (y aún menos del todavía más exótico Z3M Coupé), pero siete de ellas participaron días atrás de esta caravana que unió a San Telmo con Cardales, ida y vuelta.

¿De dónde salieron tantos Z3M Roadster juntos? Algunos pertenecen a la colección privada de los dueños de AutoPremier. Y otros fueron aportados por amigos de ellos, que comparten la misma pasión.

Si tuvieras un Z3M Roadster en su garage, ¿se lo prestarías a Autoblog? La crítica completa -con agradecimiento incluido a estos generosos y valientes propietarios- se publicará la semana que viene.

C.C.

***

En el garage de Autoblog: BMW Z3M Roadster
La crítica completa se publicará la semana que viene.