Desde Salvador de Bahía (Brasil) - Ocho meses después de anunciar una inversión de 605 millones de dólares para montar su primera fábrica de autos eléctricos e híbridos enchufables en Brasil, la automotriz china BYD anunció anoche finalmente el inicio de las obras del complejo de Camaçari, que perteneció a Ford. El sitio donde hasta el 2021 se fabricaron los modelos Ford Ka y EcoSport comenzará a funcionar otra vez entre fines de 2024 y principios de 2025, con una capacidad de casi 150 mil unidades al año. BYD confirmó que allí se fabricarán los modelos Dolphin, Dolphin Mini, Yuan Plus y Song Plus.

Después de haber pagado 58 millones de dólares por el terreno de 4.6 millones de metros cuadrados, BYD comenzará a trabajar en la construcción de 26 nuevas instalaciones, incluyendo depósitos, una pista de pruebas y otras estructuras. El fabricante afirmó que no utilizará los antiguos edificios de Ford, que se utilizarán para que los proveedores se instalen en el lugar.

El proyecto inicial era producir los autos eléctricos Dolphin y Yuan Plus, así como el híbrido enchufable Song Plus. Ahora, el fabricante sumó el recién lanzado Dolphin Mini a la lista de productos que se fabricarán en Brasil. Con el ensamblaje local, BYD dice que podrá tener "precios aún más competitivos y generar así aún más oportunidades para que los consumidores brasileños tengan un auto eléctrico en su garage". El Song Plus es un híbrido que estará adaptado para funcionar con alcohol (etanol).

"De cara al futuro, estamos entusiasmados con las oportunidades que generará esta nueva planta. No sólo en términos de empleo, sino también de desarrollo de nuevas tecnologías y de contribución a una economía más sostenible. Nos comprometemos a operar de forma responsable, respetando el medio ambiente y contribuyendo al bienestar de nuestra comunidad. Que este sea el comienzo de un capítulo próspero y exitoso. Juntos, construiremos un futuro brillante para nuestra empresa, nuestros empleados y toda la comunidad", afirmó Tyler Li, presidente de BYD Brasil.

BYD Dolphin Mini (BR)
BYD Yuan Plus - concessionária Daruj SP (8)
BYD Song Plus DM-i 2023
byd-dolphin-plus-10

La segunda fase, que vendrá acompañada de nuevas inversiones, será la nacionalización de más componentes, incluidas las baterías. El objetivo de BYD es alcanzar el 70% de nacionalización en un plazo de cinco años. Desde el principio, el fabricante chino siempre incluyó en el proyecto una segunda fábrica para construir baterías en Brasil, así como un tercer complejo para camiones y autobuses.

La producción local será un paso importante para que BYD mantenga su ritmo de ventas en el país vecino. El fabricante ocupa actualmente el 10º puesto en la clasificación general y es líder mundial en la comercialización de autos electrificados (sumando eléctricos e híbridos, ver ranking). Sin embargo, sus precios siguen congelados tras la devolución del impuesto de importación a los vehículos electrificados, por lo que se desconoce en qué medida afectará esto a su rendimiento en el mercado. La fábrica de Camaçari permitirá que los autos eviten este impuesto, además de aumentar el volumen disponible en el país.

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com