El domingo pasado, el presidente Javier Milei asumió al frente del nuevo Gobierno nacional de la Argentina (ver notas) y ayer se realizó la primera reunión formal de las nuevas autoridades con un grupo de empresas automotrices.

El encuentro se realizó con la canciller Diana Mondino, en el Palacio San Martín de Buenos Aires. Mondino convocó a esta reunión donde participaron empresarios y ejecutivos de compañías de distintos rubros: el foco estuvo puesto en las relaciones comerciales entre la Argentina y Brasil.

Las automotrices que asistieron al encuentro son todas integrantes de Adefa, aunque no participaron las 13 empresas que están asociadas a esta entidad.

* Automotrices y ejecutivos participantes: General Motors (Leonardo Pomeranchik), Iveco (Márcio Querichelli y Santos Doncel Jones), Mercedes-Benz Camiones y Buses (Raúl Barcesat), Nissan (Rodrigo Abbate), Stellantis (Martín Zuppi y Rodrigo Pérez Graziano), Toyota (Gustavo Salinas) y Volkswagen (Alexander Seitz y Marcellus Puig).


Los pedidos

ADEFA-MONDINO-2

Adefa no brindó detalles oficiales acerca de los temas tratados en el encuentro, pero Motor1 Argentina pudo reunir de diferentes fuentes algunos de los pedidos que las automotrices le trasladaron al Gobierno. En la reunión con Mondino, las terminales transmitieron algunos de los temas más urgentes que afectan a sus operaciones en la Argentina.

1. Las deudas con el exterior: Las empresas automotrices y autopartistas acumulan deudas con el exterior por más de 6.000 millones de dólares. Es porque confiaron en una promesa del ex ministro de Economía y ex candidato a presidente, Sergio Massa: los alentó a tomar deuda en dólares con sus casas matrices y proveedores bajo el compromiso de que se les devolverían esos fondos con "dólares al cambio oficial del Banco Nación". Massa no cumplió con esa promesa y hoy hay cortes de suministros en las principales fábricas por falta de pagos con el exterior.

2. Los acuerdos internacionales: En su campaña electoral, Javier Milei anunció que rompería relaciones con el Mercosur y que replantearía otros acuerdos internacionales. El acuerdo de intercambio automotor entre Argentina y Brasil, con aranceles preferenciales, es el que rige desde hace más de 30 años el comercio de vehículos entre estos dos países. Las empresas con fábricas radicadas en los dos países están interesadas en sostener ese acuerdo, más allá de la fría relación que existe entre Milei y el actual presidente de ese país, Lula Da Silva.

3. Los aranceles aduaneros: Milei también prometió en campaña que liberaría las importaciones en la Argentina y que modificaría los aranceles aduaneros que hoy protegen a la industria automotriz local. Las empresas temen que una rebaja en los aranceles y una liberación de las importaciones afecte la competitividad de los autos -muchas veces inseguros, como es el caso del actual Fiat Cronos, líder en ventas del país- y que se produzca una inundación de autos importados con ofertas de vehículos más modernos, seguros y accesibles para los consumidores.

4. La carga impositiva: Los empresarios de las automotrices se sorprendieron -como muchos argentinos- cuando el nuevo ministro de Economía, Luis Caputo, postergó los anuncios sobre su plan económico. En el sector automotor hay expectativas sobre posibles cambios en la carga impositiva de los vehículos que pueda afectar su competitividad ante modelos importados o que pueda alterar la ecuación bajo la cual hoy se realizan exportaciones de vehículos.

5. El tipo de cambio: Si bien la política monetaria no es un área de la canciller Diana Mondino, en el Palacio San Martín la cotización del dólar fue un tema mencionado varias veces por los empresarios. El mercado automotor argentino se paralizó ayer a la espera de los anuncios del plan económico que anunciará Luis Caputo en las próximas horas.

C.C.

Galería: Reunión Adefa - Diana Mondino (Diciembre 2023)

Adefa

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com