Desde Itupeva: Carlos Alfredo Pereyra, enviado especial a Brasil

Ponerse al volante de un Scania NTG “Súper” es completar la vuelta.

Hace unos años fuimos a Fenatran 2017 y despedimos a la serie Scania PRG, en su última exhibición (ver aquí). En 2018 visitamos São Bernardo do Campo para ver la Nueva Generación de Camiones NTG, y los probamos en una base militar (ver nota). Tiempo después pudimos hacer lo mismo en otra base militar, esta vez en Argentina, cuando irrumpió la Nueva Generación en nuestro mercado (leer acá).

Si algo le faltaba a esta familia de productos, que también incluye a los buses (leer ésta nota) era un salto tecnológico dentro de los parámetros convencionales de motores de combustión diésel, y tren de fuerza con transmisiones automatizadas, más nuevos ejes traseros para diferentes aplicaciones. Ahora está todo.

Podemos decir que esa vuelta se acaba de completar, puesto que regresamos a la planta de Scania en Brasil (Leer más) y pudimos ver de cerca un producto maduro y de avanzada. Faltará profundizar en la recorrida a la planta industrial de motores, cajas, ejes, chasis y cabinas; lo que veremos en una próxima nota.

El encuentro de hoy se orienta al comportamiento de producto directamente en el camino. Para eso Scania nos trasladó a los terrenos de una fazenda en Itupeva, Estado de São Paulo, donde entre hileras de soja plantada pudimos circular, simulando trayectos en rutas y caminos off road, tanto para probar la gama de tractores de ruta y semirremolques, así como los chasis rígidos destinados a aplicaciones severas de cantera y obra, (ver videos abajo)


Gente de Scania

Bajo techo los Scania XT son más imponentes.

En los boxes estaban los instructores, la gente de marketing y muchos más destinados a cuidarnos y que respetemos los límites de circulación, sea respetando las vías de tránsito, como las velocidades y las prioridades de circulación. Es inusual probar vehículos de este porte en rutas abiertas transitadas. Agradecemos a la marca por la confianza.

La primera estación correspondió al contacto con un instructor que nos señaló las características de funcionamiento de los nuevos motores “Súper” y cómo se ensamblan funcionalmente con los nuevos powertrains. La conducción profesional que sabe administrar el torque y las rpm de los motores, es la clave para alcanzar rendimientos superlativos que pueden llegar al 8% de ahorro en toda la cadena cinemática.

Scania se ocupa de eso gracias a la asistencia de los Master drivers, gente experta que, con todo respeto, se pone del lado del conductor profesional que va a mejorar su percepción del producto, familiarizarse con los avances tecnológicos y progresar en la curva de aprendizaje para lograr un ensamble virtuoso con su herramienta de trabajo. El logro del ahorro se logra con la perfecta fusión de la máquina y las personas.

Nuestro instructor guiando el Scania Súper en el tramo de prueba de ruta.

No todo es ahorro, también es seguridad. Esta tecnología aporta sistemas de ayuda a la conducción y seguridad al momento de administrar dosis elevadas de torque, ya no para subir pendientes, sino para descender.

Con el camión cargado, sea en una ruta de montaña o en una mina, la inercia es el factor determinante para llegar a salvo a destino. La cadena cinemática tiene algunas propiedades que apuntan a eso. El freno de motor, el Retarder y el CBT, ya mencionados en la nota anterior pueden disponer de unos 350kw y 1500 Nm de poder de frenado; además de las marchas reducidas. Todo esto se obtiene, seleccionando con una leva en la columna de dirección (la misma que selecciona la marcha hacia adelante, hacia atrás o neutral.

Todo el secreto de la conducción de estos camiones, sea en asfalto, o fuera de carretera, es administrar las cinco posiciones que la leva de cambio y Retarder/CBT puede adoptar. Se lleva con la punta de los dedos, sin soltar el volante.

Lo interesante de todo esto es que las cabinas, la instrumentación, la posición de los comandos y el entorno de trabajo, son exactamente los mismos, sea se trate de un camión tractor de ruta, un camión off road, o un bus. Casi que el mismo conductor (con las diferencias de experiencia de cada caso) puede hacer un muy digno papel en poco tiempo de rodar con un producto u otro, ya que la interfaz de conducción, la forma en que se transmiten las sensaciones, y la relación general con el vehículo son las mismas.


Semirremolques

Todo listo para rodar sobre asfalto en la parada de Scania Trucker para semirrmolques

Nos trasladamos en un minibús a la siguiente estación. Aquí nos esperaba una armada de seis equipos semirremolque de 18,50 metros listos para que rodemos en estrechas rutas de mano y contramano con un perfil algo sinuoso y con cambios de elevación (la misma localidad de Itupeva está a 676 msnm), entre campos de soja y torres de alta tensión. Este paisaje nos recibió reverdecido y exuberante, dando un marco espectacular para el registro de buenas imágenes.

Solo salir de los boxes especialmente armados supuso una maniobra de amplio barrido, llevando la cabina del tractor al ápice de la curva, para luego quebrar el equipo e introducirlo en la angosta faja de tránsito. Ayudado por banderilleros y por la atenta mirada de nuestro instructor, pasamos el trance a velocidad moderada y con los ojos bien abiertos. La cantidad de espejos panorámicos permite que en ambas butacas uno cuente con visión prácticamente de 360°. Luego los recorridos alternaron en curvas suaves y pendientes de diferentes gradientes. Aquí fue la oportunidad de verificar el torque a más bajas rpm, una de las características novedosas de estos motores Súper, lo que permite intervalos de mantenimiento y lubricación más esporádicos.

SCANIA SUPER TEST DRIVE (39)

Pronunciados descensos hacen que tu equipo tienda a acelerar. El sistema de frenado sin uso del freno de servicio exprime todo el torque del motor Súper en beneficio de la seguridad.

En los descensos, empleando la leva de Retarder/CBT de cinco posiciones, recibíamos anticipadamente la preselección y recomendación del Master driver, con solo soltar los pedales (ni acelerar ni frenar) el camión hace su descenso a velocidad moderada y controlable, sin recalentar el freno de servicio y manteniendo velocidades legales con cero consumo de combustible.

Para el regreso opté por devolverle la conducción al instructor Fernando, así me podía dedicar a las fotos a bordo. Su práctica y familiarización con esta ruta hicieron que el regreso transcurriera con total suavidad de marcha y la posibilidad de hacer tomas a gran distancia, sin que el objetivo de la cámara trepidara. Logramos muy buenas tomas en ese recorrido.

SCANIA SUPER TEST DRIVE (26)

Manejamos a la ida, y disparamos fotos a la vuelta. En cualquier sentido el viaje en un Scania es entretenido.


Fuera de carretera

La estación reservada para conducir los Scania XT Súper estaba a pocos kilómetros en un entorno similar al de tractores/semirremolques, solo que sin pavimentar.

Allí nos esperaban chasis rígidos 6x4 y 8x4 (también algún que otro Heavy Tipper 10x4), además de tractores que remolcaban un equipo para caña de azúcar, y otro forestal para troncos. Una muestra resumida de los transportes off road y rurales que predominan en Brasil y la región.

Los boxes para los off road XT; con mucho tránsito y diversidad de aplicaciones

En todos estos casos también estuvimos Súper atendidos por el equipo de tierra y por los tripulantes. Los instructores de Scania son un gran equipo de mujeres y hombres de toda Latinoamérica, que suelen hacer estas clínicas de conducción recibiendo a conductores profesionales (y de vez en cuando a nosotros, los que hacemos prensa sobre transporte) Su buen trato, paciencia y didáctica son superlativos. No te dejan cometer ninguna torpeza, aclarando que esas torpezas pueden acontecer nomás subiendo o bajando de estas cabinas tan altas.

Las cabinas elevadas para los chasis extremos XT presentan una empinada ruta de ascenso vertical de cuatro peldaños.

Cuatro peldaños tienen los XT, siendo el primero móvil y flexible pues está en el voladizo delantero, dentro del ángulo de ataque. Así que, solo subir constituye la primera proeza. Luego a bordo uno se encuentra dentro del sistema Scania. Ya está familiarizado y la forma de poner en movimiento a estas moles es igual que en los casos anteriores. En esta particular estación se daba una no muy sutil diferencia. Los equipos de caña de azúcar eran largos (30Metros) y en el caso del transporte forestal, además estaba cargado hasta los bordes con troncos prolijamente aserrados.

Este cronista eligió el forestal, porque a primera vista suponía un desafío múltiple: mayor peso, mayor longitud y biarticulado. Sería repetir la experiencia breve con bitrenes.

El semirremolque forestal era un llamador muy tentador para poder experimentar con la conducción de bitrenes de 30 metros de largo biarticulados.

El recorrido ofrecía bajadas más pronunciadas y luego recuperar esa altura, repechando cuestas polvorientas. El desafío adicional es que esa nube en suspensión detrás del camión va haciendo que la percepción de longitud sea distorsionada, con lo que deben extremarse los cuidados al maniobrar.

La precisión de dirección y las dos articulaciones hacen que uno tenga la precisión para situar la cabeza del equipo en la trayectoria exacta; y el resto del equipo seguirá a la misma sin apartarse. En cierto modo es más sencillo de maniobrar. Salvo que haya que retroceder, pero eso es otra historia y no estaba en los planes de esta jornada.

Caminos polvorientos y un entorno en distintos tonos de verde en Itupeva; el sitio elegido por Scania para que probemos sus camiones.

Despedida de Itupeva

El clima fue bastante amable con todos los que ahí estuvimos, pero, solo una semana antes Brasil había experimentado temperaturas extremas de más de 45°C, con elevada sensación térmica. Este campamento funcionó allí durante dos semanas y la jornada de periodistas era la última. Hubo festejos por la finalización y gran camaradería.

Otra gran experiencia en el mundo del transporte terrestre que pudimos registrar. Mucho aprendizaje y conocimiento para transmitir.

Tractores R460,R500, R550 y R 560; la armada de Scania para las pruebas de ruta con semirremolques.
SCANIA SUPER TEST DRIVE (16)

Una rotonda improvisada sobre tierra despareja, y luego a rodar sobre asfalto con tránsito abierto. Jornadas de conducción de los Scania Super.

La aislación termoacústica a bordo de la cabina es superlativa. También la suspensión de la misma y de los asientos reducen el ruido informativo y concentran a los conductores en el camino y en el recorrido.
SCANIA SUPER TEST DRIVE (43)

Velocidades moderadas de descenso con la operación de los sistemas de ayuda y seguridad a bordo.

Las pruebas que organizó Scania para toda la comunidad de clientes, empleados y representantes de la marca. También para los periodistas.
SCANIA SUPER TEST DRIVE (4)

El poderío de los chasis XT. Un 8x4 listo para salir a devorar kilómetros, muy cargado.

En cada lugar había camiones de exhibición para poder subirse, tomarle fotos, y consultar sobre sus prestaciones.
También puestos de amenities para poder pasar mejor las elevadas temperaturas y el entorno polvoriento, con aire acondicionado y sabrosos refrigerios.
A pocos metros, los actores de carácter. Scania Súper G560, para lo que gusten mandar.
Volcador 8x4
Transporte bitrén de caña de azúcar, con 30 metros de longitud.
Otro bitrén de 30 metros, para la industria forestal
Un día de campo según Scania Súper

Galería: Test drive Scania Super Itupeva

Scania "Super" tractor/semirremolque - Video

Scania "Super" XT - Video

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com