Desde São Paulo (Brasil) – Ram, la marca de pick-ups del Grupo Stellantis, presentó en Brasil la nueva Rampage: una chata con estructura monocasco, que llegará a la Argentina a fines de 2023 o comienzos de 2024 (ver características técnicas).

La presentación para la prensa de Argentina y Brasil se realizó en el Circuito de Interlagos, donde se exhibió la gama de productos y se ofreció una primera prueba de manejo. En ese contexto, Motor1 Argentina entrevistó a Pablo García Leyenda, director Comercial de las marcas Fiat, Jeep y Ram. El diálogo completo se reproduce a continuación.

-¿Cuándo llegará la Ram Rampage a la Argentina y con qué motorizaciones se ofrecerá?

-Estamos trabajando para tenerla a fines de 2023 o comienzos de 2024. Las versiones y motorizaciones todavía están en análisis. En Brasil ya se lanzó a la venta con una gama de cinco versiones, con dos variantes de motores. Sobre esa base vamos a conformar la gama más oportuna para el mercado argentino.

-Teniendo en cuenta que se produce en la misma planta, ¿en qué se diferencia la Rampage de la Fiat Toro?

-De las casi 3.000 piezas que tiene una Fiat Toro, la Rampage tiene casi 1.100 piezas diferentes. Es un producto renovado y distinto a la Toro. Y no se trata sólo de una cuestión de renovarse. La Rampage es un producto desarrollado con otro concepto, otra filosofía y con otra marca. El diseño ya es de por sí un diferencial muy importante. Es un producto pensado desde el principio para tener una gran posibilidad de personalización, ya sea en las versiones Rebel, Laramie o R/T. Lo que cambia de una versión a otra no es sólo la estética: cambian las motorizaciones, cambian las suspensiones y cambian los despejes del suelo para que la experiencia de manejo sea totalmente diferente en cada versión. La R/T es un vehículo deportivo con caja de carga. La Rebel tiene un enfoque más off-road con otros ángulos para manejo fuera del asfalto. Y la Laramie ofrece un punto intermedio, ofreciendo todo el refinamiento y los cromados que remiten a la Ram 1500.

-¿A quiénes identifican como competidores de la Rampage en el mercado argentino?

-Es un producto difícil de segmentar. Obviamente que uno la tiene que segmentar porque estará homologada como una herramienta de trabajo. Recordemos que es un producto desarrollado sobre la Small Wide Platform de Stellantis, que comparte con los Fiat Toro, Jeep Renegade, Compass y Commander. La Rampage ofrece lo mejor de todos esos mundos de SUVs y pick-ups. Me atrevería a decir que el interior tiene una de las mejores calidades de terminaciones entre las pick-ups medianas y compactas. Es un producto con prestaciones muy importantes, potencia y performance off-road.

-¿Cuál es el perfil del usuario de la Rampage?

-Todo esto puede apuntar a un usuario tradicional de pick-ups, que tenga intenciones de migrar hacia una pick-up de este estilo, pero también usuarios de SUVs, crossovers y vehículos familiares, con un perfil que puede combinar el uso en ciudad con el manejo en ruta y off-road. El desafío es ofrecer una propuesta de valor diferente dentro del mercado de las pick-ups. Si la tenemos que segmentar hay que apuntar al segmento de las pick-ups compactas, pero estamos yendo un poco más allá de ese segmento.

-Al ir un poco más allá hablamos del segmento de las medianas, ¿qué argumentos tendrá la Rampage monocasco con respecto de las pick-ups con chasis de largueros?

-La clave está en el comportamiento dinámico. Durante el test drive en el Autódromo de Interlagos pudimos ver un desempeño en pista muy superior al de una pick-up con chasis de largueros convencional, por la puesta a punto de las suspensiones y por la rigidez torsional de todo el conjunto. A eso hay que sumarle un confort de marcha superior, una mejor maniobrabilidad y unas dimensiones orientadas más al uso mixto que al trabajo bruto, pero al mismo tiempo sin perder la capacidad de carga ni la capacidad off-road. Obviamente, aquellos usuarios que necesiten pick-ups con chasis de largueros seguirán eligiendo esos productos. La Rampage le da la opción de elegir algo distinto, que pertenece a un segmento más disruptivo y que está creciendo mucho en todo el mercado global.

-Si bien es difícil hablar de precio, hablando en porcentaje, ¿cuánto más cara que la Toro será la Ram Rampage?

-Todavía eso no lo tenemos en claro, porque aún no están difinidas las versiones para el mercado argentino. Se posicionará claramente por encima del precio de la Toro, pero no podemos adelantar aún los valores que tendrá en nuestro país. Las versiones y motorizaciones de la gama para la Argentina serán determinantes. Todavía nos quedan analizar algunas cuestiones de mercado, como alguna edición especial o un kit específico de Mopar para la Argentina.

-Ram está desarrollando en Estados Unidos una pickup mediana con chasis de largueros, ¿ese modelo también llegará en algún momento a la Argentina?

-Por ahora no tenemos información al respecto. Hoy nuestro foco está puesto en esta revolución para Sudamérica que es la llegada de la nueva Rampage, con todo lo que eso implica para la marca Ram.

-¿La Ram Rampage fue desarrollada de manera exclusiva para el Mercosur o también se fabricará en otros mercados?

-No hay ninguna definición al respecto, por el momento. Pero por la recepción que está teniendo el producto creo que tiene grandes chances de ser comercializada en otros mercados. Este es el lanzamiento más importante de Ram fuera de Estados Unidos en muchos años.

-¿Por qué no tiene reductora?

-Nosotros creemos que estamos ofreciendo la tecnología óptima y adecuada para el perfil del cliente al que le estamos ofreciendo este producto. Pero esto no significa que condicione su desempeño off-road y esto lo podrán comprobar todos los que prueben la nueva Rampage.

-¿Qué ocurrió con el lanzamiento varias veces anunciado de la Ram 1500 Rebel MildHybrid?

-La 1500 Rebel MildHybrid sufrió el impacto de la pandemia que afectó la capacidad de la fábrica de Estados Unidos para abastecer a los mercados de exportación. En el medio, el producto sufrió cambios que nos obligaron a volver a completar el proceso de homologación y a eso se sumó la coyuntura del mercado local. Esperamos poder lanzarla en la segunda mitad del año, con un volumen de unidades acotado y con el objetivo de ampliar nuestra gama de pick-ups full-size lo máximo posible. Se demoró, no se canceló. Se va a lanzar en los próximos meses.

Entrevista de O.C.

Galería: Lanzamiento RAM Rampage


ADEMÁS

En el Twitter de @Motor1Argentina

 

ADEMÁS

En el Instagram de @Motor1Argentina

 

Rampage

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com