Fotos espía, familiares disfrazados y teasers en partes: finalmente se develó el nuevo Peugeot 408, modelo que cambia el formato histórico de sedán por uno más a la moda de crossover con remate fastback. El nuevo León también se diferencia del sedán para el mercado chino, que usa el mismo nombre, cuya actualización se acaba de presentar en el gigante asiático.

Previsto para comenzar la producción a fines de año, y las entregas en Europa a partir de 2023, el nuevo 408 sigue el molde de su primo el Citroën C5 X y se planta en un lugar peculiar dentro de la gama Peugeot, ya que sus 4.687 mm de largo superan los 4.640 mm del 5008, y solo son quedan detrás del 508 con 4.750 mm. Por su parte, el nuevo modelo francés es más corto que el crossover de Citroën que alcanza los 4.805 mm.

Otro componente “intermedio” del 408 2023 es la altura mayor a los formatos tradicionales de 308 y 508, pero inferior a los 2008, 3008 y 5008. Para más medidas, que muestran la peculiar cruza familiar, sus 2.787 mm entre ejes apenas superan los del C5 X y quedan entre 3008 y los 5008 y 508. El despeje es de 188 mm, alto para un auto, bajo para un SUV, correcto para un crossover.

Estéticamente se luce el frente con la nueva estética de la marca con los colmillos LED potenciados cruzando entradas laterales más grandes. La parrilla es la nueva sin fin, pero con “veteado” vertical al contario del horizontal de 3008. Hay protectores en paragolpes y guardabarros, y el remate fastback acompañado de un fuerte salto en la cintura metálica. Atrás los faros lucen las “garritas” LED en diagonal bastante inclinada.

En el interior, el estilo sigue el de la última actualización de 308 con el i-Cockpit de volante chico y dos pantallas de 10 pulgadas, una para instrumental, la otra para infoentretenimiento. Completa un baúl de 536 litros que se puede extender a 1.611 rebatiendo los asientos traseros. Solo las versiones híbridas pierden 60 litros de capacidad, lo que nos lleva a hablar de las mecánicas de una gran ausencia.

El nuevo 408 no tendrá versiones HDi (turbodiésel) y todos serán turbonafteros a secas o híbridos enchufables, esperando un futuro modelo 100% eléctrico. La gama comienza con el 1.2 PureTech de 3 cilindros y 130 CV, y sigue con dos PHEV de 180 cv y 225 cv, ambos con el mismo motor eléctrico de 110 cv y un 1.6 de 150 o 180 caballos. La caja es automática de 8 velocidades en las tres versiones y los dos plug-in comparten batería de 12,4 kWh que se puede cargar en enchufe de 220V (7 horas aprox.), WallBox o cargador rápido (entre 3:50 y 2 horas).

Galería: Peugeot 408 (2023) Crossover

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com