Big Boy fue el nombre dado a veinticinco locomotoras de vapor articuladas del Union Pacific Railroad clase 4000 4-8-8-4, construidas entre 1941 y 1944 por la ALCO (American Locomotive Company).

La locomotora número 4014 fue re-adquirida por la Union Pacific en 2013 para ser restaurada. La restauración de la locomotora fue finalizada a principios de mayo de 2019 y ha vuelto al servicio, quitándole el título a la Challenger 3985 como la locomotora en servicio más grande y poderosa del mundo.

 

Pesado del Día

Una Big Boy podía generar más de 6.290 cv (4,7 MW). Esto es un valor conservador debido a que las 4000 quemaban carbón de Wyoming de baja calidad. Las Big Boy fueron las únicas locomotoras en tener la disposición de ejes 4-8-8-4, combinando dos juegos de ocho ruedas motrices, junto a un bogie guía de cuatro ruedas para darle estabilidad en las curvas y otro bogie de cuatro ruedas para soportar la caldera de gran tamaño.

Las Big Boy estaban específicamente diseñadas para cubrir la necesidad de arrastrar trenes de 3.300 toneladas en las largas pendientes de 1,14% de las Montañas Wasatch en Utah. Hasta ese momento, era necesario usar locomotoras auxiliares. Acoplar, y luego retirar las locomotoras auxiliares hacía lento el movimiento de los trenes.

Para que una locomotora sea exitosa en esta tarea, tenía que ser más rápida y potente que las locomotoras compuestas 2-8-8-0 y 2-8-8-2 que la Union Pacific ("UP") probó después de la Primera Guerra Mundial. Para evitar cambios de locomotora, la nueva clase debía poder arrastrar largos trenes a una velocidad sostenida de 97 km/h, una vez pasadas las montañas. Para el final de la carrera de las 4000 (a fines de la década de 1950) se comprobó que aún podía arrastrar más de su tonelaje nominal de 3.300 Tn. Se incrementaron el peso de los trenes hasta el punto de poder arrastrar 4.000 Tn en la pendiente Wasatch, sin asistencia.

 

Pesado del Día

Tamaño de un equipo Big Boy, respecto a transportes de hoy que conocemos.

 

Big Boy 4014 en acción - Video