Hace 20 años, en la Argentina, los niños hacían fila en los kioscos para comprar cigarrillos. Ya en esa época estaba prohibida la venta de tabaco a menores de edad, pero muchos kiosqueros se los vendían igual.

Ese fenómeno de alegre promoción cancerígena fue desatado por el mejor concurso de la historia en nuestro país: Marlboro sorteó una Ferrari 360 Modena F1.

No era un auto de juguete. No era un modelito a escala. Era una Ferrari de verdad, fabricada en Maranello, promocionada por el piloto Michael Schumacher (foto de arriba) y ofrecida como premio mayor del sorteo organizado por la tabacalera Massalin Particulares (hoy Phillip Morris International).

El concurso se llamó "Súper Promo Plan Canje Marlboro", porque en esa época estaba de moda el Plan Canje de autos usados, que curiosamente hoy se quiere reflotar (ver nota).

La promo se lanzó en enero de 2000 y el sorteo del auto se realizó en mayo de ese año. Durante esos cinco meses, la Ferrari 360 Modena F1 (primer ejemplar llegado a la Argentina, con el cambio secuencial derivado de la Fórmula 1) se exhibió en la ciudad de Buenos Aires, el Conurbano bonaerense y durante la temporada de vacaciones en Mar del Plata.

La 360 Modena F1 había sido presentada en Europa hacía sólo tres meses. Para cualquier fanático de los autos, su llegada a la Argentina fue un acontecimiento similar al aterrizaje de un plato volador. ¿Ahora se entiende por qué los chicos hacían fila en los kioscos para comprar puchos?

Ahí estaba la clave del concurso. Había que desarmar cada paquete de Marlboro y escribir los datos personales al dorso de la "marquilla". Para los más jóvenes, así se llama el envoltorio de papel o cartón de un "atado" de cigarrillos (y ahora seguro van a preguntar de dónde sale eso de "atado").

Por supuesto, el concurso estaba reservado para mayores de 18 años, pero siempre había un padre o tío dispuesto a prestar su identidad (con la esperanza íntima de quedarse con la Ferrari, obvio).

Las marquillas con todos esos datos había que depositarlas en alguna de las 3.300 urnas que se habían instalado en diferentes puntos del país: había tres mil urnas en kioscos y otras trescientas en las estaciones de servicio Esso (hoy AxionEnergy, ya ni eso queda de Esso). Así es, Marlboro hizo el concurso sin prestar atención a la histórica alianza entre Ferrari y Shell.

Un dato importante. La 360 Modena no era el único premio. Como si el deportivo V8 de 400 caballos y 295 km/h no fuera suficiente, también sortearon diez motos Yamaha YZF-R1: diez bestias japonesas de 188 kilos y 127 caballos, decoradas con los colores de Marlboro.

Chicos comprando fasos. Ya no te parece algo tan escandaloso, ¿verdad?

El sorteo se realizó el 12 de mayo ante escribano público. ¿Y quién ganó? La Ferrari fue para la señora Yamila Salomé, con domicilio en la ciudad de Buenos Aires.

Eso es todo lo que se supo de ella, de la 360 Modena F1 y del mejor concurso de la historia argentina.

Por supuesto, en Autoblog queremos saber cómo siguió la historia y se agradecerán los datos que se puedan aportar: info@autoblog.com.ar

C.C.

***

La Ferrari de Marlboro: a 20 años del mejor sorteo de la historia argentina
La Ferrari 360 Modena F1 de Marlboro fue la primera en llegar a la Argentina con el cambio secuencial derivado de la Fórmula 1.

La Ferrari de Marlboro: a 20 años del mejor sorteo de la historia argentina
Michael Schumacher colaboró en la puesta a punto del vehículo y el piloto alemán participó de la promoción del concurso de Marlboro.