Durante los últimos dos años, el empresario argentino Carlos Ptaschne (foto de arriba) impulsó el proyecto del Nuevo Rastrojero. Su propuesta era fabricar en la Argentina un vehículo de carga sencillo y de precio accesible, bajo la misma filosofía del Rastrojero que IAME produjo en Córdoba, entre 1952 y 1979.

En enero de 2019, Autoblog entrevistó a Ptaschne para conocer los avances del proyecto: “Recorrimos el primer kilómetro de esta maratón, faltan 41 más” (leer nota).

Pero, al ritmo de la crisis económica, todo se complicó. Ptaschne no consiguió apoyo local y salió a buscarlo afuera del país. Y encontró un aliado en China, que le permitiría seguir avanzando con el desarrollo del utilitario económico, aunque ya sin planes de fabricarlo en la Argentina.

Entrevistamos una vez más a Ptaschne para conocer el estado del proyecto y por qué no pudo ser nacional.

-¿En qué estado se encuentra hoy el proyecto del Nuevo Rastrojero?
-No podemos dejar de perseguir el sueño. Eso nos impulsa. Desde que arrancamos, estamos luchando: tratando de avanzar como sea. Estamos en la etapa previa al desarrollo de un prototipo para la Categoría N de homologación. El modelo en cuestión posiblemente se llame Safari y es de menor porte. Estamos junto a un grupo brasileño trabajando en el desarrollo de un vehículo de la Categoría L7, eléctrico: es totalmente diferente a la idea del Rastrojero, pero súper disruptivo. El objetivo es poder lanzarlo a la venta en tres años y medio. Costará unos 12 mil dólares-

-¿Y dónde se fabricará este modelo nuevo?
-Seguramente lo haremos en Brasil, pero con muchas piezas argentinas.

-¿Entonces el proyecto del Nuevo Rastrojero está cancelado?
-No, pero hay muchos cambios. Llegamos a un acuerdo para representar la empresa china Kaiyun Motors en la Argentina y Brasil. Esta empresa fabrica una micro-pick-up llamada Pickman. Es un vehículo pensado para nuevos formatos de logística cercana: bajo costo, mucha robustez, simpleza máxima y demás. Estamos en proceso de traer algunos Pickman a la Argentina, para conocer la reacción de los posibles clientes.

-Suena interesante, pero: ¿y el Nuevo Rastrojero?
-Analizamos el proyecto con esta misma gente de Kaiyun Motors. Les interesó, pero falta definir cómo se financiaría. Son alrededor de 32 millones de dólares, porque la idea siempre fue que pudiera cumplir con las normas actuales de circulación. Estamos hablando de airbags, frenos ABS, todas las medidas de seguridad. Un vehículo con Categoría L7 es más sencillo. Veremos.

-En caso de concretarse, ¿dónde se fabricaría el Nuevo Rastrojero?
-Y, lo más seguro es que se produzca en China. Podríamos llegar a radicar algo en la Argentina, pero dependerá del tema impuestos, cuestiones gremiales y la marcha de la economía del país. Todo dependerá de la política industrial del nuevo Gobierno. Sueño todos los días con esto. ¡Qué lindo sería hacer un auto 100% argentino! Pero ya lo veo lejos. Aunque en este país nada es seguro.

-¿Entonces el Nuevo Rastrojero no será argentino?
-Diría que es un invento argentino. Lo lamento, pero así son las cosas hoy. Las circunstancias no ayudaron, al menor por ahora.

-Si se fabrica en China, ¿se llamará al menos "Rastrojero"?
-Y posiblemente no. Mucha gente no va a entender que la realidad es así. Y nos va a criticar gratis, pero bueno. Como homenaje, espero que la gente lo reconozca en la calle como: “¡Ahí va un Rastrojero!”. Ya el término tiene una significancia: es una tipología de vehículo nacional. Eso siempre va a ser nuestro. Mando un saludo cordial a todo la comunidad de Autoblog y no duden en contactarse por nuestras redes sociales.

Entrevista de C.C.

***

Cancelado en Argentina: el proyecto del Nuevo Rastrojero se fue para China
El empresario argentino Carlos Ptaschne, con el Pickman eléctrico chino.

Cancelado en Argentina: el proyecto del Nuevo Rastrojero se fue para China
Su sueño fue fabricar el nuevo Rastrojero en la Argentina. Si alguna vez se concreta, no será en nuestro país.