El presidente de FCA Argentina, Cristiano Rattazzi, fue el primer ejecutivo de la industria automotriz argentina en celebrar el acuerdo de libre comercio entre el Mercosur y la Unión Europea (ver nota). Si bien el sector automotor tendrá el plazo más largo para un intercambio de vehículos sin aranceles –se habla de hasta 15 años-, el empresario señaló que este tiempo debe ser aprovechado para mejorar la competitividad de la Argentina.

Rattazzi realizó estas declaraciones al diario La Nación. Los párrafos más destacados de la entrevista se reproducen acá abajo.

  • “Hoy tenemos una invasión de vehículos brasileños. Por lo tanto, es mejor tener una invasión de autos europeos, que son mejores, tienen mayor calidad y pueden ser hasta más baratos. No tenemos que volver a vivir otra vez con lo nuestro. El Rastrojero Diesel ya no va más. Creo que lo que viene es muy saludable para la Argentina. Puede ser que el acuerdo con la Unión Europea no sea tan bueno para Brasil en algunos aspectos, pero para la Argentina es muy saludable”.

  • “Nosotros en FCA tenemos una fábrica en Serbia que le vende autos a todo el mundo. Lo mismo en Turquía, Italia, México, Estados Unidos y Canadá. Fabrican autos para todo el mundo. La Argentina, en cambio, en lugar de tener una fábrica para todo el mundo, sólo produce para exportar a Brasil. Sería mejor y menos riesgoso fabricar autos para todo el mundo. Obviamente que habrá un período de algunos años, que van a ser varios, donde habrá que trabajar para ser más competitivos”.

  • “En los próximos años tenemos que dedicarnos a crear competitividad en la cadena de producción argentina. Lo importante es que sabemos que eso ya se viene. Ahora, si vamos a seguir inventando curros para no abrirnos al mundo, seguiremos siendo la Argentina de los últimos 90 años”.

  • “No puede ser que el transporte de Jujuy a Buenos Aires sea infinitamente más caro que de Buenos Aires a Rotterdam. Esas cosas van a tener que cambiar. No va a ser fácil. Va a haber resistencia. Pero es fundamental que pase. La reforma tributaria es excelente, pero si la aplican. La reforma que se aprobó aún no se aplicó. Si hasta volvieron las retenciones a las exportaciones, que es un absurdo. Pero bueno, había una emergencia. La reforma laboral algunos sectores la necesitan otros no, pero es necesaria una mayor flexibilización para que se puedan asumir errores. Así funciona el mundo moderno”.

    ***

    Nota del diario Ámbito Financiero Libre comercio: cuáles son los autos que compran los europeos

    Por Horacio Alonso

El acuerdo de libre comercio firmado por el Mercosur y la UE, en caso de ratificarse por los parlamentos de los países miembros, provocará un cambio trascendental en la economía argentina. El sector automotor será uno de los que más deberá adaptarse a las nuevas reglas de juego. Más allá de lo que puede suceder en la industria y el mercado interno local, el convenio permitirá exportar al viejo continente, sin restricciones, vehículos que se produzcan en el país. Por eso, es bueno saber cuáles son los modelos más demandados en el bloque europeo.

Según el ranking de los vehículos más vendidos durante 2018 en esa región, el Volkswagen Golf fue el auto que encabezó la lista, seguido por el Renault Clio y, en tercer lugar, el Volkswagen Polo. Estos datos ya definen un perfil de los consumidores. A diferencia de lo que sucede en la Argentina –donde la pickup Toyota Hilux es el modelo más vendido- o, incluso, en los Estados Unidos (donde las preferencias se vuelcan a pickups de gran porte), los europeos prefieren los hatchbacks, sedanes o, desde hace unos pocos años, los SUV. De hecho, estos últimos representan, en el primer semestre del 2019, el 36% del mercado total, los utilitarios el 20% mientras que los autos alcanzan al 17%. Para entrar en estos segmentos, las fábricas locales deberán ser muy competitivos y ofrecer un modelo que se diferencie ante tanta oferta. Hay que tener en cuenta que si bien hay nombres familiares como el Renault Clio, el Ford Focus o el Peugeot 208, se trata de vehículos bastante diferentes a los conocidos por estas tierras respecto a diseño, tecnología, seguridad, equipamiento y demás.

En cuanto a las pickups - un tipo de vehículo en el que la Argentina se está especializando - el peso dentro de las ventas totales es muy bajo. El año pasado, Ford fue la marca que lidero ese segmento con poco más de 50.000 unidades mientras que Toyota ocupó el segundo lugar con unas 40.000. Este hecho se debe a hábitos culturales y necesidades diferentes. “Caminos mejores, distancias menores, una concepción más responsable del medio ambiente, zonas rurales más integradas con el medio urbano, son algunas de las características que hacen que no requieran una pickup con doble tracción o voluminosa”, explicó un ejecutivo de una automotriz local. De todas maneras, para los fabricantes argentinos de estos modelos puede ser una oportunidad para aumentar sus ventas, aunque hay restricciones propias de las empresas. Por ejemplo, según la estrategia comercial de la casa matriz de Toyota, la filial argentina abastece a Latinoamérica, la sudafricana a Europa y la de Tailandia a todo Asia.

Otra característica del mercado europeo es el crecimiento de los vehículos “ecológicos” como eléctricos o híbridos. En lo que va del 2019, el crecimiento de las ventas es de 31% con el dato adicional de que, por primera vez, en marzo, se superaron las 100.000 unidades vendidas. Alemania, Noruega, Holanda y España son los países que más patentamientos acumulan. Modelos como el Yaris Híbrido o el C-HR o los “enchufables” Mitsubishi Outlander PHEV, MINI o BMW Serie 5. Es importante el caso de la estadounidense “eléctrica” Tesla, que este año ya se ubica entre las 25 marcas más vendidas en Europa por el éxito de los últimos meses de su Model 3, del que ya vende más de 15.000 unidades por mes. En esta tecnología, las automotrices locales están hoy fuera del circuito. Sólo Toyota dio señales de producir la Hilux Híbrida en el país y Peugeot está invirtiendo en una plataforma para la planta de El Palomar que, además del 208 y el 2008 que planean producir, tiene la posibilidad de fabricar un modelo eléctrico. A favor, la Argentina cuenta con grandes reservas de litio, un mineral clave para la batería de estos vehículos. Sin embargo, Brasil corre con ventajas con proyectos más avanzados de modelos “ecológios”.

De todas maneras, teniendo en cuenta que se trata de un mercado de más de 15 millones de unidades anuales, las plantas argentinas pueden llegar a tener oportunidades si logran encontrar los productos indicados.

***

Rattazzi: “Los autos europeos son mejores y hasta más baratos que los brasileños”
Click en la imagen para ampliar.

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com