"Hay un competidor menos". Con este comentario, en tono de broma, el presidente de Nissan Latinoamérica, el ejecutivo argentino Guy Rodríguez, se refirió por primera vez a la cancelación de la fabricación de la pick-up Mercedes-Benz Clase X en la Argentina, que se iba a producir en la planta cordobesa de Nissan-Renault.

El desacuerdo entre Nissan-Renault y Daimler, sumado a la incertidumbre económica de la Argentina, también postergó sin fecha de lanzamiento la producción de la pick-up Renault Alaskan.

En la actualidad, la línea de pick-ups de Santa Isabel sólo fabrica la Nissan Frontier. "Para nosotros, la planta es estratégica y la vamos a seguir teniendo", señaló Rodríguez.

La cancelación y postergación de proyectos en Santa Isabel tuvo su primera consecuencia en el personal la semana pasada. Nissan-Renault y el sindicato Smata acordaron una reducción del sueldo de todos los operarios de la planta (ver nota).

Por su parte, los ejecutivos de Mercedes-Benz que participaron de las negociaciones en la Argentina no dudaron en acusar a Nissan por la cancelación de la Clase X (leer nota).

***

Nota de iProfesional "Para Nissan la planta de Argentina es estratégica y la vamos a seguir teniendo"

Por Guillermina Fossati

Desde Madrid - El contexto para el encuentro con Guy Rodríguez, recientemente nombrado Chairman de Nissan América Latina, fue totalmente fuera de lo común.

Se concretó en un hotel ubicado en Salamanca, uno de los barrios más lindos de la ciudad española, previo a la final de la Champions League, donde la marca pone su "logo" como sponsor oficial.

El clima madrileño estallaba por esas horas en las calles. Miles de fanáticos de todo el mundo, especialmente de Inglaterra (los finalistas fueron dos equipos de ese país), llegaron hasta la Plaza Mayor para festejar y esperar el ansiado partido para quedarse con la copa europea. Y en medio de ese "ruido", Nissan se hizo un espacio para que iProfesional tenga un mano a mano con el número uno para la región.

Había muchos temas para tratar, pero poco tiempo. Por eso fuimos a los más importantes, y más allá del impacto marketinero de esta acción que concentró a la prensa e invitados especiales de todo el mundo en el lugar, para la Argentina hay muchas novedades de parte de la marca que son decisiones globales pero de impacto local.

Hace pocos meses que Rodríguez, de origen argentino, está en el nuevo cargo. Ya con larga experiencia en el mercado y en el sector, su llegada se dio en un momento complicado para las automotrices que producen en la Argentina porque las ventas cayeron a nivel general un 50 por ciento.

-¿Cómo afectan los vaivenes de este mercado a los resultados del grupo en la región?
-Yo estoy muy entusiasmado, la marca viene bien. Estamos creciendo en muchos lugares de Latinoamérica. Empezamos con 3.2% de participación de mercado y ya estamos en 5%. Trabajamos con la idea de que los 38 países tengan una visión clara con el objetivo de ser la asiática número uno en la región.

-¿Cuál es el plazo para alcanzar esa meta y las herramientas?
-Tenemos una visión de mediano plazo, no hay una fecha. Pero la visión fundamental es crecer todos los años, ser líderes en todos los mercados y sabemos que con eso el resultado llega. Siempre hay que pensar en el cliente y vemos que nos elige cada día más. Abrimos oficinas en Chile, Perú, Argentina, seguimos trabajando en talentos y con los distribuidores. Estamos muy contentos también por la satisfacción del cliente. Fundamentalmente pensamos en los productos.

-El Kicks lleva poco tiempo y anda muy bien
-Desde que lanzamos el Kicks en 2016 al día de hoy es uno de los modelos más vendido, con 72.000 unidades. Ese año se presentó en Brasil, luego llegó a Chile y Argentina. En 2018 aumentamos 25% las ventas. Anda realmente muy bien. Lo que queremos es crecer, y esa propuesta es también para la Argentina, que es un mercado fundamental. En 2018 tuvimos 3,2% de participación de mercado, del 2% del año anterior, así que subimos 60% en performance de los productos. El lanzamiento de la pick up fabricada en Córdoba nos ayudó a cubrir el mercado y estamos contentos, es un producto con más confort y tecnología.

-Hablando de pick ups, ¿cómo impactó la decisión de Mercedes Benz de no participar del negocio y como ocuparán esa capacidad ociosa en la planta?
-Claramente la planta de Argentina es estratégica en nuestro crecimiento para llegar al 8% de participación de mercado. Para ser la primera asiática, tenemos que tener una fábrica en la Argentina para intercambiar vehículos con Brasil y complementar la producción. Sí el volumen será más bajo inicialmente, pero sabemos que va a aumentar y seguimos trabajando para ofrecer el producto tan bueno en ambos mercados. Además en Brasil, duplicamos la participación de mercado, pasando del 4 a 8%. Entonces, reitero, para nosotros la planta es estratégica y la vamos a seguir teniendo.

-De todas formas, el plan era producir 70.000 unidades. ¿Qué porcentaje de toda esa capacidad instalada usan hoy y a cuánto se va a poder ampliar, porque iban a ser tres marcas para toda esa cantidad y hoy es solo una?
-Por ahora sí tenemos menor volumen en la planta, pero vamos a crecer porque tenemos un gran producto. Y hay un competidor menos (agregó en tono de broma y risas).

-Por ahora dos competidores menos porque Renault Alaskan se atrasó.
-Venderemos más. Lo cierto es que instalar una planta no es algo que se decide de un año a otro. Sabemos que Latinoamérica es un mercado volátil, veníamos de un año récord, volveremos a tener industria record, hay que pensar en el mediano plazo, hicimos toda la red de concesionarios nueva. En el corto plazo hay menos producción de la estimada pero seguimos vendiendo y expandiendo la presencia en la pick up del trabajo que no teníamos antes, trabajando con petroleras y mineras. Somos líderes en México, en Chile tenemos 7% de market share, en Centroamérica 9%, estamos confiados que lo podremos hacer en Argentina y Brasil en la medida que podamos producir localmente.

-Por último, la competitividad es un tema que preocupa mucho a las automotrices. Más allá de lo que esperan del Gobierno, ¿qué pueden hacer ustedes, como marca, para mejorar?
-Tenemos que hacer nuestra tarea, mejorar los producto todos los días, como somos lideres en pick ups en México sabemos qué quiere el cliente. Otro posibilidad que tenemos es traer piezas de México, donde son más competitivas, lo que tenemos que hacer es mejorar día a día. Desde el punto de vista de un país los precios de logística son importantes, la previsibilidad de las reglas también son importantes. En la medida que uno las tenga hay que trabajar para satisfacer al cliente y hacer bien las cosas.