Luego de que Mercedes-Benz cancelara de manera oficial la producción de la pick-up Clase X en la Argentina, llegaron a la casilla de info@autoblog.com.ar las consultas de muchos ahorristas en pánico: desde hace meses vienen pagando las cuotas de los planes de ahorro para ser los primeros en recibir la pick-up de la Estrella, pero al analizar la letra chica de los contratos descubrieron una estafa.

Los vendedores de algunos concesionarios de Mercedes-Benz salieron a ofrecer el año pasado los planes de la Clase X: "Vas a ser el primero en tenerla", prometían. "Me comprometo a que seas el primero de tu pueblo en tener la chata con la Estrella en la trompa", seducían. Muchos incautos, ansiosos por la novedad, cayeron en la trampa.

En junio de 2018, Mercedes-Benz Argentina informó en un comunicado de prensa que la Clase X estaría disponible por la modalidad de plan de ahorro, un sistema de financiación muy cuestionado en los últimos años y que acorraló a miles de ahorristas por los aumentos desmedidos en las cuotas.

Se esperaba que el lanzamiento oficial de la Clase X, fabricada por Nissan-Renault-Mitsubishi en Córdoba, se produjera a fines del año pasado. Eso, como es sabido, no ocurrió, pero los concesionarios se lanzaron a vender planes sin la autorización de Mercedes-Benz Argentina.

En octubre de 2018, Autoblog documentó los casos de esos concesionarios, publicando detalles, precios y versiones ofrecidas. Mercedes-Benz aclaró que no eran planes oficiales. Y Autoblog aclaró lo de siempre: "No se recomienda la compra de autos por planes de ahorro", de ninguna marca.

La semana pasada, cuando se confirmó la cancelación oficial de la Clase X cordobesa (leer obituario), llegaron a info@autoblog.com.ar los reclamos de muchos ahorristas, que descubrieron el truco.

En la documentación que firmaron para comprar una Clase X en cuotas no se menciona en ninguna parte -en ningún párrafo, en ningún renglón- que vayan a recibir una Clase X. Se trata de una clásica estafa con planes de ahorro. Los vendedores "marean" al comprador con explicaciones burocráticas: "No puedo poner Clase X porque todavía no se lanzó, pero tu plan es para que seas el primero en tener una Clase X".

Una falta de ética rayana con lo delictivo, por parte de los vendedores. Una ingenuidad imberbe, por parte de los compradores.

Ocurre que, en los documentos donde se menciona el vehículo que en realidad están pagando, se habla de "Sprinter", "Vito" o "Vito Tourer AT X". Son otros utilitarios de Mercedes-Benz que no tienen nada en común con la pick-up Clase X, con el agravante de que la Vito de producción nacional también fue cancelada (leer obituario).

"Me dijeron que la mención a la Vito era sólo una formalidad, que me iban a entregar una Clase X V6. Pero, desde que se canceló la producción, cada vez que le pregunto al vendedor me dice que están viendo cómo van a hacer, porque mi plan es de Vito y ahora quieren ver si me traen una Clase X V6 desde España, aunque no saben decirme cuándo ni a qué precio", le explicó un ahorrista a Autoblog.

Autoblog seguirá recibiendo casos en info@autoblog.com.ar. También se alienta a iniciar reclamos ante Defensa del Consumidor. Y se recuerda que, por maniobras de este tipo y otras más, no se recomienda la compra de autos por planes de ahorro.

"Los concesionarios pecaron de ansiosos y nosotros fallamos en controlarlos", le dijeron el viernes pasado a Autoblog tres ejecutivos que trabajaron desde el primer día en el proyecto, ahora cancelado, de la Clase X nacional (leer entrevista completa).

Carlos Cristófalo

***

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com