El 3 de agosto, varios proveedores de Toyota en Brasil recibieron la noticia de que en ese país se fabricarán los vehículos que utilizan la nueva Plataforma TNGA (Toyota New Global Architecture). Y, apenas semanas después, comenzaron a verse en Brasil las primeras unidades de pruebas de algunos de los modelos que utilizan esa base estructural.

Se trata de la C-HR, la futurista SUV de Toyota para el Segmento B (chico), que ya en varios mercados compite contra la Honda HR-V. La foto que se publica acá fue tomada por los paparazzi brasileños de CarPlace.

La C-HR se exhibió en la Argentina durante el pasado Salón de Buenos Aires. Se mostró en una versión híbrida, que podría llegar importada de Turquía, gracias a los beneficios impositivos para vehículos impulsados con energías alternativas.

Pero, al mismo tiempo, Toyota analiza la posibilidad de fabricar las C-HR con mecánicas convencionales. Otros modelos de la marca japonesa que utilizarán la misma plataforma serán las próximas generaciones de los Corolla, Prius y Yaris (sedán y hatchback), todos con grandes chances de ser producidos en Brasil.

La ventaja de la nueva plataforma global TNGA es que reduce los costos de producción, unifica los procesos industriales para una variada gama de modelos y está diseñada -desde cero- para recibir diferentes mecánicas, incluyendo híbridas y eléctricas. También permite aumentar el uso de aceros de alta resistencia, mejorando los niveles de seguridad y reduciendo el peso del conjunto.

El objetivo de Toyota es que, para el año 2020, la mitad de los autos fabricados en todo el mundo utilicen la Plataforma TNGA. Por eso, su desembarco en el Mercosur era sólo una cuestión de tiempo.

Ya sea casualidad o no, el comercial internacional para la Toyota C-HR se grabó en Buenos Aires (ver abajo).

***

VIDEO: El día que la Toyota C-HR salvó a Buenos Aires

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com