La estrella del Pabellón Ocre del Salón de Buenos Aires es el Cadillac presidencial restaurado (ver nota). Allí también se exhibe una colección de Rolls-Royce y se anuncia Autoclásica 2017 (ver nota).

Sin embargo, el imán para el público en este pabellón es un homenaje a los deportivos japoneses de los años ’90: Acura/Honda NSX, Mazda RX7, Toyota Supra y Mitsubishi 3000GT.

Materiales compuestos, motores turbo, rotativos, atmosféricos con tecnología de Fórmula 1, con doble tracción, aerodinámica activa, prestaciones de Ferrari y a la mitad de precio: hace ya tres décadas que la industria automotriz japonesa sorprendió al mundo con su capacidad para diseñar y fabricar deportivos de primer nivel.

El homenaje es una idea de la revista “Ruedas Clásicas”, que se encargó de reunir estos cuatro ejemplares cedidos por coleccionistas argentinos.

***

Salón de BsAs: homenaje a los deportivos japoneses
Arriba de todo, Acura/Honda NSX. Sobre estas líneas, Toyota Supra.

Salón de BsAs: homenaje a los deportivos japoneses
Mazda RX7.

Salón de BsAs: homenaje a los deportivos japoneses
Mitsubishi 3000GT.

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com