En el lanzamiento del Golf VII, que se realizó esta semana en Salta (leer crítica), resultó inevitable tratar el tema de la política comercial de Volkswagen Argentina. Al momento del lanzamiento, en enero pasado, la demanda superó a la oferta, faltó stock de unidades y se registraron sobreprecios en los concesionarios.

Autoblog tomó postura editorial al respecto en esta nota: los sobreprecios hay que denunciarlos a las marcas y, ante la falta de respuesta, hay que recurrir a Defensa del Consumidor. No aconsejamos convalidarlos con la compra, para evitar alimentar el ciclo de especulación.

En Salta tuvimos la oportunidad de entrevistar a Pedro Martínez Díaz, quien brindó detalles sobre la estrategia comercial del Golf VII y sobre cómo trabaja la marca para evitar distorsiones en el mercado.

-¿Cuántas unidades del nuevo Golf VII planean vender en el 2015?
-De acuerdo a las últimas estimaciones que hicimos, calculamos vender unas 5.000 unidades este año. Todo dependerá de la capacidad de entrega de la planta de México y de la demanda en el mercado argentino. Si tenemos que ajustar las estimaciones un poco para arriba, lo haremos. Pero la previsión inicial son 5.000 unidades.

-El Golf VII está a punto de comenzar a ser producido en Brasil. ¿Existe la posibilidad de que a la Argentina llegue desde ese país o seguirá siendo importado de México?
-Por el momento no hay ninguna posibilidad. Siempre analizamos todas las posibilidades, pero por el momento seguiremos recibiendo el Golf de México. Lo que pueda ocurrir a futuro nunca se sabe, pero por el momento no estamos pensando traer el Golf de Brasil.

-¿Cuándo van a llegar los Golf GTi y Golf Variant a la Argentina?
-Los GTi y Variant los vamos a presentar en el Salón de Buenos Aires. El GTi vendrá en una sola versión y la Variant tendrá dos versiones (ver detalle de equipamiento).

-¿La motorización diesel en el segmento C de Volkswagen seguirá siendo exclusiva del Vento o existe la posibilidad de ofrecer también Golf y Golf Variant gasoleros?
-Es algo que analizamos de manera permanente, pero por el momento no estamos planeando expandir las motorizaciones diesel a estos modelos.

-Cuando el Golf VII se lanzó el 9 de enero, hubo muchos reclamos del público por falta de stock de unidades. ¿Cuándo piensan que se normalizará la entrega?
-Sí, es cierto. Al principio tuvimos muy poca capacidad de entrega. A eso se sumó que la demanda inicial fue altísima. En abril ya comenzamos a normalizar el índice de facturación de unidades a concesionarios y esperamos que se regularice pronto por completo, para llegar al objetivo que comenté de patentar 5.000 unidades para fin de año.

-Otro de los reclamos que recibimos en Autoblog fue acerca de los sobreprecios que cobran los concesionarios, aprovechando la alta demanda del Golf. ¿Cuál es la posición de Volkswagen Argentina al respecto?
-Cuando Volkswagen Argentina lanza un producto nuevo a la venta lo hace siempre con un precio sugerido al público. Con el equipo Comercial de la marca trabajamos para intentar que esos precios se trasladen al consumidor final. Pero sabemos que ha habido casos de concesionarios, que son vendedores independientes, donde han pactado precios diferentes con el cliente. Nosotros intentamos siempre que no pasen esas cosas, pero a veces surgen esos casos. Nosotros ponemos un precio de venta sugerido al público, pero si los concesionarios cobran sobreprecios no podemos intervenir mucho.

-¿Qué debería hacer un cliente que se encuentre ante una situación donde le quieren cobrar un sobreprecio?
-En casos puntuales donde los clientes reclamaron a la marca pudimos lograr que se respete el precio de venta al público. Por eso digo que con el equipo Comercial siempre intentamos que se respete el precio al público, para que al final del día el cliente se vaya satisfecho, no sólo por el producto, sino por el precio que esperaba pagar.

Entrevista de Matías Albín

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com