En septiembre del 2012, Toyota Argentina importó un imponente Lexus GS 450 Hybrid F Sport (V6 naftero, con motor eléctrico y 345 cv) para utilizarlo como vehículo oficial del presidente de la filial local, Daniel Herrero (ver nota).

En ese momento se supo que la marca importaría una tanda limitada de Lexus para ofrecérselos a los dueños de los concesionarios más importantes del país. No se trataba de un obsequio: cada uno debió pagar por su auto. Pero Toyota Argentina se encargó de la homologación, importación y de asegurar la provisión de piezas para el mantenimiento.

Era algo así como un privilegio: un exótico reconocimiento a su trabajo con la marca.

Se importaron en total diez GS 350 (V6 naftero, 306 cv) y nueve GS 450 como el de Herrero. Las fotos de esos Lexus en diferentes puntos del país se publicaron en esta nota.

Transcurrido un año, los dueños de los concesionarios fueron autorizados a vender esos Lexus como unidades de segunda mano. En la mayoría de los casos, optaron también por ofrecérselos a sus clientes más importantes. Otros los publicaron en internet, como es el caso de un GS 450 que se vendió el año pasado en Rosario por 130 mil dólares (abajo).

En todos los casos, la postventa seguirá a cargo de estos concesionarios y Toyota Argentina se encargará del suministro de repuestos para su mantenimiento.

Y, a esta altura de la nota, más de uno se estará preguntando: ¿volverá Lexus oficialmente a la Argentina?

Esta pregunta se la realizó Autoblog a directivos de la marca japonesa durante el lanzamiento del nuevo Corolla en Brasil (leer crítica) y la respuesta fue: “Cualquier plan que pudo haber existido, en el actual contexto impositivo para los autos de lujo, queda postergado de manera indefinida”.

Traducido: “Por ahora, no”.

C.C.

***

Salieron a la venta los Lexus que Toyota trajo para los concesionarios
El aviso de segunda mano para uno de los Lexus que llegó a Rosario.

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com