Si existe un automóvil anónimo y perfectamente integrado al paisaje de las calles argentinas, ese es el Renault Kangoo. La ludospace del Rombo es uno de los modelos más vendidos del país en las últimas décadas y le espera una larga vida por delante: en los próximos meses saldrá a la venta la Kangoo Very Long Life (ver nota y proyecciones).

Pero el ejemplar que se ve en estas fotos es toda una rareza: una Kangoo 4x4 en la Argentina. Esta versión con tracción integral nunca se comercializó en nuestro país y sólo se fabricó en Europa durante la primera generación del modelo, a partir del 2002.

En algunos mercados se conoció con el nombre Kangoo Trekka y podía optar por un motor naftero (1.6 16v 95 cv) o uno turbodiesel (1.9 85 cv). Venía de serie con la suspensión elevada, por lo que la marca declaraba una capacidad de vadeo de 40 centímetros (apenas 10 cm menos que una VW Amarok).

La Kangoo 4x4, además, fue uno de los primeros modelos de Renault en sacar provecho de la alianza con Nissan, nacida en 1999. Contaba con el sistema de doble tracción ATC de la marca japonesa: un diferencial de control electrónico, que podía frenar las ruedas delanteras cuando perdía tracción o enviar torque a las traseras cuando las anteriores patinaban, todo de manera automática.

Este ejemplar fue fotografiado por Grompato, paparazzo de Autoblog, en el estacionamiento de un supermercado de Buenos Aires. Tiene patentes alemanas y no queda claro si es una importación temporaria, una repatriación (ver trámite) o de una Kangoo perdida en el ludoespacio vernáculo.

Curiosidad: una Kangoo 4x4 en la Argentina
Curiosidad: una Kangoo 4x4 en la Argentina

Curiosidad: una Kangoo 4x4 en la Argentina
Así funciona el sistema Nissan ATC de la Kangoo 4x4.

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com