LatinNCAP, el organismo de la FIA encargado de evaluar la seguridad de los autos que se venden en nuestra región, realizó esta mañana una conferencia vía web para medios de todo el mundo, donde anunció las nuevas exigencias a las que se someterán los autos testeados desde este año y hasta el 2015.

La presentación estuvo a cargo del ingeniero uruguayo Alejandro Furas, director técnico de GlobalNCAP, quien aseguró que cada año se venden en América Latina “450 mil vehículos con una o ninguna estrella en seguridad. La mayoría de estos vehículos son comprados por familias que logran acceder a su primer vehículo y que están expuestas a lesiones con riesgo de muerte en caso de un impacto”.

El comentario surge del análisis de las ventas en toda América Latina de los autos que en las pruebas de choque obtuvieron una o ninguna estrella de LatinNCAP. Estos vehículos son: Chevrolet Celta, Chevrolet Classic, Fiat Palio, Fiat Uno, Ford Ka, Geely CK, Jac J3, Peugeot 207 Compact, Renault Sandero y Volkswagen Gol Trend (ver detalle de las calificaciones).

El próximo miércoles 24 de julio, LatinNCAP presentará una nueva tanda de resultados en México, durante una conferencia que podrá ser presenciada en vivo vía web por usuarios de todo el planeta. Allí debutarán las nuevas exigencias de seguridad del organismo, que llegará a calificar con cero estrellas a vehículos que hasta ahora lograban una en la puntuación final.

“Hasta ahora, si uno de los maniquíes de los crash tests registraba lesiones de riesgo de vida en cuello, cabeza o pecho, la calificación se limitaba a una sola estrella. Desde el 2013 al 2015, los tests que registren estas lesiones recibirán cero estrellas. La intención es ser más incisivos y claros para separar a los vehículos que ofrecen una mala protección a los ocupantes frente a los que ofrecen una protección aceptable”, señaló Furas.

Además, también se endurecerán las condiciones para lograr la calificación máxima de cinco estrellas, que hasta ahora no alcanzó ningún auto comercializado en América Latina y evaluado por LatinNCAP. El puntaje máximo sólo podrán recibirlo aquellos vehículos que superen todas las evaluaciones actuales de impacto frontal, pero que además logren una buena calificación en choques laterales, que cuenten con alerta de olvido de cinturón de seguridad y que traigan sistema de frenos ABS con cuatro canales.

Sólo los sistemas antibloqueo de cuatro canales están preparados para incorporar el control de estabilidad (ESP), una exigencia que LatinNCAP comenzará a demandar a los fabricantes en una próxima etapa.

***

Las pruebas de choque de LatinNCAP serán aún más exigentes

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com