Desde San Pablo (Brasil) - La lista de empresas automotrices que anuncian sus intenciones de fabricar vehículos en Brasil no deja de crecer. Dos de esas últimas incorporaciones son Jaguar y Land Rover, las marcas británicas que pertenecen al grupo indio Tata Motors.

Durante el Fast Drive Interlagos 2013, un evento para clientes y periodistas de toda América Latina (leer más), los directivos regionales confirmaron los planes que tienen en estudio para radicarse en este país.

Los modelos que cuentan con mayores chances de ser producidos son la próxima generación de la Freelander (una SUV del segmento mediano) y el llamado Baby Jaguar: un sedán del segmento mediano, que reemplazará al discontinuado y poco afortunado X-Type, para competir contra los Audi A4, BMW Serie 3 y Mercedes-Benz Clase C. También se habla de una Defender especial para nuestra región, con el foco puesto como vehículo comercial.

Sin embargo, Rubén Barbosa, director de Ventas de Jaguar y Land Rover para América Latina y el Caribe, señaló durante una conferencia de prensa que todavía no hay certezas ni plazos para esta inversión: “Hay una posibilidad, aún está en fase de estudio. El Gobierno brasileño ha cambiado las leyes de InnovarAuto para favorecer a las automotrices que anuncien inversiones de producción en el país y para aumentar los impuestos de las importadoras que no se radiquen. Nosotros queremos estar en Brasil, pero todavía hay muchos cambios y no habrá más novedades hasta que haya definiciones al respecto”.

El año pasado se vendieron 12 mil Jaguar y Land Rover en América Latina, un 35% más que en 2011. Nuestra región es el séptimo mercado mundial de JLR. Este año, las marcas británicas planean crecer otro 25%. Los países con más demanda son Brasil, México y Chile.

La Argentina está lejos de los líderes. El año pasado, el importador Ditecar patentó 172 Land Rover y siete Jaguar. Sin embargo, Barbosa mencionó a nuestro país como uno de los mercados donde más esperan crecer en los próximos años.

¿Los Jaguar y Land Rover made in Brasil podrán llegar a la Argentina? Todo dependerá del origen de sus componentes. Sólo si cumplen con el porcentaje de integración local de piezas podrán ser considerados como vehículos del Mercosur.

C.C.