Tal como adelantó Autoblog el jueves pasado, los gobiernos de Argentina y México mantuvieron reuniones extraoficiales en Montevideo para destrabar el conflicto por el acuerdo ACE 55.

Cabe recordar que desde el 26 de junio –y por decreto de la presidenta Cristina Kirchner-, la Argentina suspendió de manera unilateral el intercambio automotor con México sin aranceles aduaneros. Esto ya repercutió en aumentos de precios de los autos provenientes de ese país (ver lista) y pérdida de competitividad de los exportados desde Argentina (ver lista).

El diario Clarín confirmó hoy que el diálogo entre los dos países volvió a ponerse en marcha y que la secretaria de Comercio Exterior, Beatriz Paglieri, será reemplazada en las negociaciones por la ministra de Industria, Débora Giorgi.

***

Nota del diario Clarín El diálogo no sería liderado por Paglieri, sino por Giorgi.

Por Tomás Canosa

El Gobierno retomó las negociaciones con sus pares mexicanos para poder cerrar un nuevo acuerdo comercial para el sector automotor. La encargada de encabezar las negociaciones no será la secretaria de Comercio Exterior, Beatriz Paglieri, sino que el diálogo estará liderado por la ministra de Industria, Débora Giorgi. El presidente electo del país azteca, Enrique Peña Nieto, visitaría Argentina entre fines de septiembre y principios de octubre, en el marco de una gira regional.

Fuentes oficiales y privadas le confirmaron a Clarín que los equipos técnicos de ambos gobiernos ya retomaron las negociaciones para poder sellar un nuevo acuerdo antes de fin de año. El cambio del Gobierno en México es un hecho alentador de cara a las negociaciones que liderará Giorgi, ya que el vínculo entre la secretaria de Comercio Exterior, Beatriz Paglieri, y su par mexicano, Bruno Ferrari, estaba más que deteriorado .

Las automotrices locales exportaron a México 13.318 unidades el año pasado, mientras que las importaciones de aquel país alcanzaron los 81.508 vehículos, según datos de la consultora abeceb.com.

Argentina decidió suspender en junio el acuerdo que tenía con México desde 2002 por el creciente déficit en el intercambio automotor, que llegó a US$ 832 millones el año pasado. Además, ingresar al mercado mexicano se hizo cada vez más complicado. Argentina exportaba en 2005 once modelos; en 2011, cinco y, este año, tan solo tres. Ahora, el objetivo de los funcionarios argentinos es poder repetir el antecedente de Brasil, que logró cerrar un acuerdo más ventajoso que contempla cupos.

El diálogo entre los equipos técnicos no tendrá que esperar hasta el 1 de diciembre, cuando Peña Nieto asuma la presidencia, porque él ya designó a un gabinete de transición.

Si Peña Nieto efectivamente viene al país, su visita también podría servir para acercar posiciones tras las presentaciones que realizó México ante la Organización Mundial de Comercio por las restricciones a las importaciones.

Enviá tu noticia a novedades@motor1.com